balada para niños muertos

Años 70. En pleno Boom de la literatura latinoamericana y del realismo mágico, mientras todos los escritores buscaban migrar a Barcelona o Paris para conseguir una editorial poderosa, Andrés Caicedo, desde la provincia colombiana escribía guiones cinematográficos adaptando historias de H.P Lovecraft, el maestro del horror, para venderlos en Hollywood a Roger Corman, afamado productor de películas de serie B. 

Sus obsesiones con la literatura gótica, el destino y la violencia convergieron en su vida y en su obra para dar forma a un particular universo estético y a las bases de un concepto que más tarde se denominaría como “Gótico Tropical”.

Andrés Caicedo se suicidó a los 25 años, el día en que recibió el primer ejemplar de su novela: ¡Que viva la música!   Guiones, novelas inacabadas, obras de teatro, cuentos, crítica cinematográfica y correspondencia parecían iban a quedar guardadas para siempre en su baúl.  Hoy es uno de los escritores colombianos más relevantes y contundentes

RECONOCIMIENTOS:
– Seleccionado en la categoría DOCUMENTAL  FESTIVAL INTERNACIONAL DE CINE DE LA HABANA CUBA EN SU EDICIÓN NO. 42

DIRECCIÓN: Jorge Navas
DURACIÓN: 57 minutos
AÑO: 2017
FORMATO: 16:9,MXFDP1a-XDCAMHD422-HD1O80I29.97

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *